¿Qué es el crowdfunding y cómo funciona?

Tradicionalmente, las grandes inversiones inmobiliarias han estado reservadas a entidades financieras con un enorme capital. Los inversores de menos recursos solo podían acercarse a ellas cuando compraban su propia vivienda… o cuando jugaban al Monopoly. Sin embargo, un innovador producto de inversión está cambiando el acceso a este mercado financiero: el crowdfunding inmobiliario. 

En este artículo te explicamos qué es y cómo puedes participar en él. 

¿Qué es el crowdfunding inmobiliario?

El crowdfunding inmobiliario es un modelo de financiación que permite a un grupo diverso de inversores contribuir con fondos para financiar proyectos inmobiliarios. A diferencia de las tradicionales inversiones inmobiliarias, donde se requerían grandes sumas de dinero, el crowdfunding democratiza el acceso al mercado. A través de plataformas online especializadas, inversores con recursos más modestos participan en oportunidades inmobiliarias.

El concepto de crowdfunding inmobiliario ha ganado popularidad  con el auge de la digitalización de las finanzas (fintech). Con el avance de la tecnología, han surgido plataformas online que conectan a promotores inmobiliarios con pequeños inversores. Así se facilita la colaboración en proyectos que van desde desarrollos residenciales hasta rehabilitación de propiedades comerciales.

¿De dónde viene el rendimiento?

El rendimiento de una inversión en crowfunding inmobiliario suele venir de dos fuentes: 

1. Ingresos por alquiler

En proyectos destinados al arrendamiento de propiedades, los inversores pueden recibir ingresos regulares derivados de los pagos de alquiler. La rentabilidad se genera a medida que los inquilinos ocupan y pagan por el uso de la propiedad.

2. Plusvalía de la propiedad

La plusvalía se refiere al aumento en el valor de una propiedad con el tiempo. Los inversores pueden obtener beneficios al vender participaciones en un proyecto después de que el valor de la propiedad ha aumentado. Esto sucede ya sea a través de mejoras realizadas o de manera natural debido a la demanda del mercado.

Así funciona el crowdfunding inmobiliario

El crowdfunding inmobiliario es sencillo y accesible. El secreto de su éxito es que facilita mucho que los inversores individuales participen en proyectos inmobiliarios de manera colaborativa. Estos son sus pasos:

1. Acceso a la plataforma

El proceso comienza con la presencia de plataformas en línea especializadas en crowdfunding inmobiliario. Estas plataformas actúan como intermediarios digitales, conectando a promotores inmobiliarios con inversores interesados. Los promotores presentan sus proyectos en estas plataformas, detallando la naturaleza del proyecto, los objetivos financieros, el cronograma y otros detalles relevantes.

2. Evaluación y selección de proyectos

Los inversores potenciales tienen la oportunidad de revisar el catálogo de proyectos inmobiliarios de la plataforma. En él se suele incluir la siguiente información: 

-Análisis de riesgos.

-Rendimientos esperados.

-Información financiera del promotor. 

-Detalles del mercado objetivo.

De esta manera puedes seleccionar aquellos proyectos adecuados para tus objetivos financieros y tu tolerancia al riesgo.

3 Proceso de inversión

Una vez que un inversor decide participar en un proyecto específico, realiza su inversión a través de la plataforma en línea. Las plataformas suelen establecer montos mínimos de inversión, lo que facilita la participación de inversores con diferentes niveles de capital. La inversión colectiva de múltiples participantes se suma para financiar el proyecto en su totalidad.

4.  Seguimiento y rendimiento

A medida que el proyecto avanza, los inversores pueden seguir su progreso a través de actualizaciones proporcionadas por la plataforma. Dependiendo del tipo de proyecto, los rendimientos pueden generarse a través de flujos de efectivo por alquiler, plusvalía de la propiedad o una combinación de ambos.

¿Qué proyectos puede financiar el crowdfunding inmobiliario?

En el crowdfunding inmobiliario, la diversidad de proyectos brinda a los inversores la flexibilidad para elegir entre diferentes clases de activos inmobiliarios, según sus objetivos y preferencias.

Desarrollos residenciales

Implican la construcción de nuevas viviendas o la expansión de comunidades existentes. Los inversores pueden financiar la adquisición de terrenos, la construcción de casas unifamiliares o la creación de complejos de viviendas. Este tipo de proyectos puede ofrecer rendimientos a través de la venta de las propiedades o a través de ingresos por alquiler.

Desarrollos comerciales

Construcción o renovación de propiedades destinadas a uso comercial. Esto podría incluir la creación de centros comerciales, oficinas, espacios de coworking, o incluso hoteles. Los inversores pueden participar en la financiación de estos proyectos y recibir rendimientos en función del éxito del desarrollo comercial.

Rehabilitación de propiedades

Los inversores pueden contribuir a financiar la rehabilitación de edificios residenciales o comerciales, mejorando su atractivo y valor. Las ganancias pueden provenir de la venta de las propiedades renovadas o a través de ingresos por alquiler.

Financiación para alquiler

Algunas plataformas de crowdfunding inmobiliario se centran en proyectos diseñados específicamente para generar ingresos por alquiler. Los inversores pueden participar en la adquisición de propiedades destinadas al arrendamiento residencial o comercial. Los rendimientos provienen de los pagos mensuales de alquiler proporcionados por los inquilinos.

Desarrollos de energías renovables

Financiación de parques solares, parques eólicos u otros proyectos sostenibles. Los inversores pueden contribuir al desarrollo de infraestructuras ecológicas y recibir rendimientos asociados.

Desarrollos de uso mixto

Combinan elementos residenciales, comerciales y a veces incluso de ocio en un solo desarrollo. Esto puede incluir complejos que tienen apartamentos, oficinas y áreas comerciales integradas. Los inversores pueden diversificar sus inversiones participando en proyectos que ofrecen una combinación de usos para maximizar el potencial de rendimiento.

Es fundamental que los inversores realicen una cuidadosa evaluación de los proyectos antes de participar, considerando factores como el historial del promotor, el análisis de riesgos y la rentabilidad proyectada.

Riesgos del crowfunding inmobiliario

A pesar de las numerosas ventajas, el crowdfunding inmobiliario conlleva ciertos riesgos, y es esencial que los inversores los conozcan.

Volatilidad y posibles pérdidas

Los valores de las propiedades pueden fluctuar debido a factores económicos, cambios en la demanda del mercado o eventos imprevistos. Los inversores en crowdfunding inmobiliario están expuestos a pérdidas si el valor de la propiedad disminuye o si el proyecto no alcanza sus objetivos financieros.

Dependencia de las condiciones del mercado inmobiliario

El rendimiento de los proyectos de crowdfunding inmobiliario está intrínsecamente vinculado a las condiciones del mercado inmobiliario. Factores económicos, tipos de interés y cambios en la oferta y la demanda pueden afectar significativamente el éxito de un proyecto.

Consideraciones legales y regulatorias

Las leyes y regulaciones que rigen el crowdfunding pueden variar según la jurisdicción y pueden cambiar con el tiempo. Antes de invertir, debes asegurarte de comprender la legislación local y las regulaciones aplicables, así como la estructura legal de los proyectos en los que participas.

Riesgo de incumplimiento del promotor

La calidad del promotor inmobiliario es un factor crucial en el éxito de un proyecto. Si el promotor no tiene experiencia sólida, gestión eficiente o enfrenta problemas financieros, el proyecto podría estar en riesgo. Investiga debidamente el historial y la capacidad del promotor antes de comprometer tus fondos.

Liquidez limitada

A diferencia de las inversiones en acciones o bonos, las inversiones en crowdfunding inmobiliario suelen ser menos líquidas. Los inversores pueden enfrentar dificultades para vender sus participaciones antes de la finalización del proyecto, lo que significa que los fondos invertidos pueden estar bloqueados durante un período significativo.

Factores externos e inesperados

Eventos imprevistos, como desastres naturales, cambios en la legislación o crisis económicas, pueden afectar negativamente un proyecto de crowdfunding inmobiliario. Aunque algunos de estos factores están fuera del control de los inversores y promotores, es esencial evaluar cómo podrían impactar la inversión.

El crowdfunding inmobiliario ofrece oportunidades significativas, pero los inversores deben estar preparados para enfrentar ciertos riesgos. La clave radica en una cuidadosa evaluación de proyectos, una comprensión profunda de los factores de riesgo y la diversificación de la cartera para mitigar posibles pérdidas.

Si te ha interesado este artículo te recomendamos:

Este es el SMI en 2024. El Salario Mínimo Interprofesional sube a 1.134 €

Flechazo vs tarjetazo: 5 tips para comprar de forma consciente regalos de San Valentín

Calendario laboral de 2024: ¿qué findes largos y festivos habrá este año?

Previsión del IPC para 2024 en España

atencioncliente

Cookies de otro planeta

Utilizamos cookies en nuestra web (propias y de terceros) para asegurarnos que todo funciona correctamente, darte un mejor servicio y crear experiencias más valiosas para ti, por ejemplo a través de banners online de publicidad personalizada. Además, nos ayudan a analizar y entender cómo navegas a través de nuestra web para mostrarte contenidos ajustados a tu perfil. Pincha aquí para obtener más información sobre nuestra política de cookies.