8 hábitos financieros inteligentes que puedes adoptar fácilmente  

Hábitos financieros - Oney

¿Te gustaría tener tus finanzas bajo control? ¿Sacarles todo el partido y reducir gastos innecesarios? Todo es cuestión de tener cierta planificación y aplicar algunas técnicas fáciles regularmente hasta convertirlas en hábitos financieros inteligentes. 

Por eso, en Oney queremos proponerte una serie de estrategias para que tus finanzas no se resientan, disfrutes de una economía saludable e incluso puedas darte ese capricho que llevas tiempo esperando.

8 claves para tener unos hábitos financieros inteligentes

Toma nota de tus ingresos y de tus gastos

No basta con llevar un estimado mental de lo que gastas cada mes. Para optimizar tus finanzas te recomendamos anotar cada partida de ingresos y gastos. Gracias a ello serás mucho más consciente del gasto real de cada cosa y encontrarás aspectos en los que puedes mejorar. 

Agrupa tus ingresos y tus gastos para ver cómo está tu balanza mensual o quincenal

Si has cumplido el primer paso te resultará mucho más fácil cumplir con este. Te recomendamos agrupar tus finanzas por periodos mensuales, lo que te permitirá hacer comparaciones y ver como tus gastos suben o baja según determinados periodos, Tómate tu tiempo, saca la calculadora y averigua cómo fluye tu dinero. Esto te permitirá averiguar la razón por la que te cuesta llegar a fin de mes o cuánto dinero eres capaz de ahorrar.

Reduce los gastos innecesarios

Este hábito financiero te puede resultar sencillo de aplicar. Presta atención esos gastos habituales no imprescindibles. Una suscripción a la que no le sacas partido, un seguro innecesario o comer en un restaurante en lugar de cocinar en casa pueden ser pequeñas goteras por las que se está escapando el dinero.

Guarda siempre un pequeño porcentaje de tus ingresos para posibles contingencias

En ocasiones aparece un recibo de última hora o una compra imprevista que altera tu planificación. Por eso te recomendamos contar siempre con un margen para todas esas situaciones que no te esperas. Además, si finalmente necesitas recurrir a ello, puedes incluirlo a tu fondo de ahorro.

Aplica una mentalidad ahorradora

Ser ahorrador no significa tener que apretarse el cinturón día a día. Más bien, se trata de coger un hábito para reducir costes innecesarios y comparar precios, consiguiendo así rentabilizar al máximo el presupuesto. Hoy en día hay multitud de alternativas para comparar precios, aplicaciones, páginas web, foros…  Aquí el “bueno, bonito y barato” puede ser un magnífico mantra.

Destina un porcentaje fijo de tus ingresos para ahorrar

Ahorrar dinero no solo es empezar el nuevo mes con más dinero que el anterior, sino también saber conservar ese saldo positivo. Para ahorrar eficazmente, te recomendamos planificar tus gastos sin contar con el dinero destinado al ahorro, de esa forma será más fácil conservarlo pasado el mes completo. Te puede resultar útil depositar ese dinero en una cuenta de ahorro no asociada a ninguna tarjeta, de ese modo evitarás gastarlo.

Caprichos… sí, pero con control

¿A quién no le gusta darse un capricho de vez en cuando? Puedes hacerlo, pero siempre con cierto control. Valora si puedes permitírtelo y terminar el mes con un balance positivo, y establece un límite concreto que no puedes superar. Así, podrás decidir si necesitas posponer la compra al mes siguiente en caso de que las cuentas no salgan.

Anímate a invertir, pero con cabeza

Si consigues alcanzar ese punto satisfactorio en el que tu economía crece cada mes, plantéate realizar alguna inversión. Este es uno de los hábitos financieros que más beneficios te puede reportar. Si mueves tu dinero de forma inteligente puede revalorizarse muy pronto. Para ello consulta con tu banco o con especialistas y estudia, desde la prudencia, las opciones disponibles. Invertir no siempre significa arriesgar, pero requiere tiempo, análisis y paciencia.

En lo que respecta a las finanzas, no existen fórmulas mágicas e infalibles, pero sí puedes adoptar algunos hábitos que te ayudarán a mantener la buena salud de tu economía.

Si quieres contar con una ayuda extra y gestionar mucho más cómodamente tus productos Oney te invitamos a descargar nuestra app financiera, con la que ahorrarás tiempo en tus gestiones y podrás consultar de un vistazo toda la información de tus tarjetas, préstamos y seguros.

Si te ha gustado este artículo puedes leer a continuación:

Cookies en Oney

Utilizamos cookies en nuestra web (propias y de terceros) para asegurarnos que todo funciona correctamente, darte un mejor servicio y crear experiencias más valiosas para ti, por ejemplo a través de banners online de publicidad personalizada. Además, nos ayudan a analizar y entender cómo navegas a través de nuestra web para mostrarte contenidos ajustados a tu perfil. Pincha aquí para obtener más información sobre nuestra política de cookies.